Después de la Guerra contra las Drogas: Una Propuesta para la Regulación.

La meta consiste en definir un conjunto de políticas prácticas y efectivas para el manejo y la reducción de riesgos y daños. Tales políticas representarán un paso claro y auténtico hacia los resultados positivos que la prohibición ha tratado – sin éxito – de alcanzar. Una posición estrictamente prohibicionista las consideraría inmorales, ya que estas políticas proponen la producción y disponibilidad legalmente regulada de muchas drogas proscritas por la ley. La posición de Transform está, de hecho, impulsada por una ética de eficacia y, en tal medida, representa un intento por replantear a nivel mundial el debate sobre el manejo de daños en términos exclusivamente prácticos. Los ejemplos de regulación inadecuada de drogas actualmente legales no deben distraernos de la búsqueda de modelos más justos y efectivos para la regulación de drogas que actualmente son ilegales. Una ética de la eficacia debe aplicarse a todas las drogas. De hecho, los fracasos históricos en la regulación de las industrias del tabaco y alcohol guardan más relación con la abrogación del control ejemplificada por la prohibición, que con prácticas óptimas de regulación.
Descargar archivo 1 : doctrina45951.pdf
  COMENTAR